23 de mayo de 2016

Lo que no se ve de Celichef

Celichef es un concurso de cocina entre aspirantes a Chef en diferentes escuelas de Hostelería de Castilla y León organizado, integramente, por ACECALE (asociación de celíacos de Castilla y León) y cuya particularidad es que solo pueden cocinar sin gluten.

El 19 de mayo tuve la gran oportunidad y privilegio de ser jurado en la semifinal de este concurso donde disfruté y aprendí lo que no está en los escritos.


No os quiero hacer un resumen de lo que sucedió en esta jornada porque ya lo tenéis en la web de Celichef... yo quiero ir mas allá... quiero hablar del trabajo y esfuerzo que hay detrás, de las emociones, de las curiosidades, de los objetivos, de los logros...

Para empezar, y sirva de crítica constructiva, las escuelas de Hostelería NO tienen entre sus objetivos y temarios la cocina sin gluten y, mucho menos, prácticas de cocina sin gluten y conocimientos del tema de la contaminación cruzada. Solo tienen una teórica sobre dietética donde se cuenta un poco las particularidades de las diferentes dietas, sin mas.
Patricia, Presidenta de Acecale.

A la vista de esta asignatura pendiente Acecale se puso en marcha y durante meses se han dedicado a recorrer las escuelas de Hostelería de diferentes ciudades, Palencia, Burgos, Valladolid, Salamanca... para impartir charlas sobre lo que es la enfermedad celíaca y los cuidados que precisa su cocina. Tras ello se les anima a presentarse a Celichef cuyo concurso se desarrolla durante todo el mes de mayo.

Me contaron que el apoyo que recibían los alumnos para presentarse dependía única y exclusivamente del profesor que tenían y que se notaba mucho si eran animados o no a hacerlo.

Lógicamente, los alumnos precisan de este apoyo tan importante para enfrentarse a un concurso cuya cocina es tan peculiar y desconocida para la mayoría de ellos.





De entrada se aprecia el gran esfuerzo que hacen los jóvenes participantes, te cuentan como han tenido que practicar en sus casas con las harinas sin gluten y como se han encontrado, solos, con unas harinas díficiles de tratar... Yo les cogí cariño cuando ví sus nervios, sus esfuerzos y sus ganas.


Todas (en esta eliminatoria porque también hay chicos en el concurso) arriesgaron mucho con las harinas sin gluten, todas hicieron platos que yo soy capaz de hacer pero... ¡tras 12 años cocinando sin gluten! ¿No es de valientes?

Pero en cambio, con perdón de mi criterio de revieja experimentada, todas hubieran necesitado de asesoramiento en la elección de la harina y algún truco para la elaboración de los platos que eligieron. De nuevo noté la falta de apoyo de profesores expertos en el tema sin gluten y me acordé mucho de cierto amigo chef y profesor en una escuela de Hoslelería de Madrid y en la Asociación de celíacos de Madrid, de quien seguro que estas magníficas cocineras hubieran sacado el máximo rendimiento.

Pero ojo... a pesar de esto sus platos estuvieron muy logrados y ricos!!! Y eso, nos lo puso dificilísimo para deliberar... y lo sufrimos... mucho.


Este año es la segunda convocatoria y se ha notado el gran interés de los alumnos por presentarse... Ellos desean realmente tener esta especialidad y la única vía, hoy por hoy, es la de este concurso.

Como nota curiosa: a un concursante del año pasado le sirvió como acreditación para marcharse, contratado, a EEUU como chef sin gluten.

Que ganas se le veían de meter mano.
Sigo...

Por tercera vez coincidí con Mateo, segundo premio Masterchef en 2014, quién mantiene su esencia de buena y educada persona. También ha hecho crónica de su vivencia, como jurado, en este concurso en su Web. Por si no lo sabíais ya tiene web propia... visitadle aquí







Mientras cocinaban nuestras expertas pues había mucho tiempo para hablar y hacer entrevistas. En ellas creo que quedó patente, por mi parte, que las Asociaciones de Celíacos están haciendo trabajos encomiables que verdaderamente están logrando progresos y haciendo una sociedad amable con el celíaco.

Este tipo de trabajo merece el apoyo y cercanía de todos. Ese trabajo constructivo que lleva detrás un verdadero esfuerzo y que apenas vemos.

Creo que, como blogger, tengo una posición ventajosa para conocer mas de cerca el trabajo de las Asociaciones y no quería dejar la oportunidad de contaos este trabajo.

Enhorabuena ACECALE


Lourdes


17 de mayo de 2016

Gluten-free Flapjacks Cooking Challenge


Los flapjacks son barritas de avena muy populares en el Reino Unido, se encuentran en todos los mercados y dispensadores de comida rápida. Otra cosa muy distinta es que se encuentren fácilmente sin gluten... pues empecemos con esta pequeña reivindicación ¿No?



10 de mayo de 2016

Un menú de taper sin gluten

Comer de taper es algo que todos tenemos que hacerlo en algún momento, sobre todo, si vivimos lejos del trabajo, en grandes urbes y con horarios complicados. Circunstancias que se suman con demasiada normalidad en España. 

Los especialistas en táper son sin duda, por pertenecer a ese mundillo que lo tiene más difícil porque no puede comer fuera de casa en cualquier sitio, los celiacos.


5 de mayo de 2016

Ser #celíaco ... démosle la vuelta

Hay cosas en la vida que son imposibles de cambiar, que te toca y... te ha tocado sin mas. Revelarse contra ello significa nadar contra corriente, encontrar la frustración, llenarse de rabia y envenenarse uno mismo.

Sé de lo que hablo, sé de esos sentimientos y sé de frustración porque, además, no sólo la celiaquía está escrita en la genética de nuestra casa con marcaciones a fuego de por vida que, parece que, solo apuntaron a la nuestra.


3 de mayo de 2016

Arroz con leche

Siempre he dicho que en mi casa no se admite decir "No me gusta". En todo caso se acepta mejor la expresión: "Me gusta un poco menos". 

Pero la realidad de la vida es que todos tenemos un talón de Aquiles en gastronomía, algo delicioso al paladar y que nadie cree que exista alguien que pueda rechazarlo pero, que imposible hacerlo pasar por la boca sin que entre la tiritera.

Os desvelé que mi hijo, desde chiquinín, no puede con el chocolate, os he hecho la pregunta (en el lateral podéis responder) de qué creeis que no me gusta a mí, y hoy os desvelo lo que odia, a muerte, mi maridito... ¡el arroz con leche! Amossss.. en otra época va a la hoguera por decir semejante barbaridad... jijiiii